Tarjetas de crédito para universitarios: Las tres ventajas principales


Para todo joven universitario siempre es importante tener un respaldo económico que le apoye cuando requiere solventar gastos inmediatos.  Por  ser estudiantes y por lo regular carecer de historial crediticio en Buró de crédito, las instituciones bancarias a menudo niegan la oportunidad de una tarjeta de crédito a los jóvenes, no obstante, algunos bancos han optado por diseñar plásticos especiales para este rubro de la población: las tarjetas de crédito para universitarios.

Estas tarjetas son especialmente diseñadas para que el solicitante (universitario) pueda solicitarlas fácilmente.  Las tarjetas de crédito para universitarios tienen tres características que las hacen especiales:

El historial crediticio para solicitar las tarjetas de crédito para universitarios

Es cierto, suena un poco incongruente que algunas tarjetas de crédito se promocionen como “Tu primer tarjeta” o “Inicia tu historial crediticio” cuando para poder solicitarla pide precisamente un historial previo.  Antes de decepcionarte y darte por vencido al llegar a este punto  debes saber que el historial crediticio que se genera en Buró de crédito no es únicamente basado en créditos bancarios.

El historial crediticio se puede generar mediante la adquisición a tu nombre de los siguientes servicios:

Si cuentas con alguno de los servicios anteriores es probable que sí tengas historial crediticio que presentar al banco para solicitar tu tarjeta.  En dado caso de que no sea así, siempre puedes solicitar tarjetas de crédito universitarias que no te exijan historial como:  Bsmart U, Mi primer tarjeta Bancomer y Santander Zero.

El ingreso mínimo de los estudiantes

Para muchos estudiantes es frustrante no poder sacar una tarjeta de crédito dado que no cubre el requisito de “comprobar ingresos mínimos por determinada cantidad”.  No te preocupes…. Para estas situaciones los bancos han generado diversas maneras de comprobar los ingresos como a través de un estado de cuenta bancario donde se refleje lo que te depositan tus padres o una constancia de las becas que recibes. Incluso hay bancos que han optado simplemente por omitir este requisito.

La practicidad en la solicitud

Como todo joven universitario, ocupado y con mil cosas que hacer, el banco sabe que no tendrás tiempo de acudir a la sucursal, llevar tus papeles, esperar unos días a procesar tu solicitud y volver nuevamente a la sucursal a revisar tu trámite.

En definitiva eso de los trámites físicos ya no es lo de hoy, por lo que el banco te brinda la oportunidad de que desde la comodidad de tu casa o escuela puedas solicitar tus tarjetas de crédito a través de internet.  Para poder comparar y posteriormente solicitar tu tarjeta de crédito para estudiantes puedes hacer clic aquí

Inclusive hay bancos como citibanamex que mandan personas de cambaceo a las universidades para que mediante ellos puedas procesar tu solicitud.

Como puedes ver no siempre se te cerrará el mundo por ser estudiante, al contrario, hay ocasiones, como esta, que te garantizan un trato distinto en cuanto a los demás clientes lo que te asegura que puedas conseguir tu tarjeta de crédito de forma rápida y sin mayores complicaciones.