4 tips para que la muerte no te endeude

 

Próximamente festejaremos en México a nuestros difuntos niños y adultos,  los días 1 y 2 respectivamente. En esta festividad los mexicanos reciben a sus muertos con el tradicional altar, donde se les deleita con sus platillos favoritos, bebidas, postres y algún vicio que tuvieran.

Los mexicanos a la muerte le llaman “catrina” «calaca», «huesuda», la «flaca», la «parca», etc.  Y al hecho de morir se le dice «petatearse», «estirar la pata», «pelarse». Es así como los mexicanos le rinden culto a la muerte. En 2008,  la Unesco declaró el Día de Muertos como Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad.

Sin embargo, a pesar de estar tan conscientes de la muerte y de saber que, es lo único seguro que se tiene en la vida, paradójicamente se tiene descuidado la parte financiera para afrontarla cuando llegue el momento.

Se piensa que uno es inmortal, que falta mucho tiempo para que llegue a tocar la puerta, o simplemente se esquiva por miedo, sin duda, es un tema delicado. Y por esas mismas razones se tendría que prever si se quiere cuidar a los familiares.

#1 Habla de la muerte

Es imperativo conversar al respecto con la finalidad de diseñar un plan de ahorro para solventar los gastos que derivan de la muerte de un familiar.

#2 Ahorra

Destina determinada cantidad para este hecho que será irremediable, no dejes preocupaciones. Si en vida siempre procuraste su bienestar, en la muerte no tendría porque ser la excepción.

#3 Contrata servicios funerarios

La prevención es el común denominador para cualquier adversidad. Por ello, es importante que cotices paquetes en las distintas funerarias pues, hacerlo de un día para otro podría ser más caro. Ya que la mente está en otras situaciones, y no necesariamente en el cuidado de la economía.

La lista de gastos se conforma por traslado, ataúd o urna, entierro o cremación, flores, velatorio, café, pan, entre otros gastos tienen que afrontar los familiares.

#4 Contratar un seguro

La mayoría de los seguros cuentan con la cobertura de gastos funerarios. Cotiza cuál te conviene, pero si de plano estás perdido y no sabes por dónde empezar; una buena herramienta es usar una comparadora de servicios, así como Tu Decide

 

  • Redes sociales